Estos son tiempos duros. Y para nosotros es probable que sean peores que para los demás. Nuestro nivel de vida baja. Una asociación cultural a la que asistían compañeros míos ha cerrado.